Dulce companía

La imaginación al poder


Muchos interrogantes siguen dando vueltas en nuestra comunidad acerca del funcionamiento del parque de Nieve, en el que aparecen nuevamente involucrados el propietario de la estancia, el club andino, el concesionario y los funcionarios municipales, todos buscando -de una manera u otra- que lo prometido a la comunidad se concrete, para no terminar envueltos en un proceso que a esta altura ya podemos calificar como escandaloso

¿Será, como asegura el concesionario, que muchos de los problemas son responsabilidad del municipio que no cumplió con exigencias que este le impuso, como las de afectar maquinarias de manera permanente para mantener el camino, de aportar los baños químicos, de remover la piedras en la pista de esquí y no se cuantos reclamos más?

Claro que es muy difícil discernir sobre la valides de estos reclamos, porque poco se sabe del alcance de los compromisos adquiridos por Méndez con Juncos, lo cierto es que nuestro Intendente se comporta con el empresario como si lo tuvieran agarrado de las …, habiendo abandonado definitivamente cualquier rol de control sobre las obligaciones del empresario para con lo que –aunque pocos lo crean- es una concesión pública.

En esta misma dirección, como decía el slogan de campaña, va otra de las iniciativas del municipio, que en la superficie se mostrará como la respuesta a la falta de nieve, pero que en el fondo no deja de ser un negocio más. Y es la intención de instalar un sistema de cañones que fabrican nieve, para lo cual proyectan bombear agua desde el Lago Argentino -pero no para nuestro pueblo- sino hasta el escalón superior de la hoya 1100 mts a unos tanques-cisternas y de allí distribuir a un sistema de cañones para fabricar nieve.

No, no estamos locos, esto es lo que se llama la imaginación al poder, quien dijo que Néstor Santiago no es un tipo creativo, lastima que no aplica esa creatividad para resolver problemas menores de nuestra comunidad, como el que haya chicos que concurran caminando con 15 grados bajo cero a la escuela porque el municipio no se decide a facilitar el transporte que se compró con fondos públicos.

El que parece no estar tan convencido de la iniciativa es el propietario del campo, que tendría que ceder nuevas tierras para la construcción del acueducto y para alojar las cisternas y que observa con preocupación la forma en la que el municipio ha manejado el proyecto de la Hoya del Chingue, que pasó de ser una propuesta comunitaria a lo que todos conocemos.

Esto explica también el cambio de actitud del jefe comunal, que –rápido de reflejos- le hizo un guiño a la nueva comisión del CALA, para que estos hagan de paraguas comunitario y así poder avanzar en las transacciones con el estanciero que le permitan concretar lo que inimaginable para muchos, que nuestra municipalidad asuma -entre sus tantas responsabilidades- la de de dedicarse a fabricar nieve.

Las dudas de nuestro Intendente Municipal pasan en estos momentos por temas menores, si hace una compra directa o llama a licitación, si aprobar todo por decreto o mandar un proyecto de ordenanza para que se lo aprueben los concejales. El que no tiene ninguna duda es Juncos que ya cuenta con un proveedor de cañones a precios razonables, como en la compra del famoso cable.

2 comentarios:

  1. Alguien puede averiguar si es verdad que el famoso cable está tirado en el chingue y que la mala manipulación del mismo provocó un que se dañara en varias partes?

    ResponderEliminar
  2. yo quiero saber .... como voy a LA PISTA DE NIEVE ????????Cuantos pesitos me cuesta dar una vueltita en la Famosa Calesita que .....segun dicen NO FUNCIONA????? aa sii no me olvide y ya compre mi casco

    ResponderEliminar