Dulce companía

Turismo de nubes




Nuestro cielo seguramente sería más aburrido sin estas caprichosas formas que como pinceladas se dibujan en él.
Imagino –que algún día- uno de los avisos que promocionan la patagonia, va a invitar a contemplar nubes. Un escenario posible, es el de una reposera, nada de contaminación visual y de fondo Vox Dei que canta:
Es una nube, no hay duda
se mueve como una nube
es del color de las nubes
liviana como una nube
como las nubes... indecisa
no habría porque encerrarla
como una nube en una jaula alambre.
Y sin embargo lo hice
atrape... una nube
en una jaula de alambre
y aquí estas ... nube prisionera
en mi mente.
Es una nube, no hay duda
se mueve como una nube
es del color de las nubes
liviana como una nube
como las nubes... indecisa
no habría porque encerrarla
como una nube en una jaula alambre.
y sin embargo lo hice
atrape... una nube
en una jaula de alambre
y además si me da la ganame lo creo.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario